Canal de denuncias

 

 

Conscientes de la importancia del respeto al cumplimiento normativo, en Grupo Arola se ha implementado un “Canal de Denuncias”, herramienta a disposición de todo colaborador de la entidad para la comunicación de incidencias que afecten a:

1.      El respeto a la normativa de aplicación, así como la probabilidad de un incumplimiento por parte de alguno de los colaboradores.
2.      Comisión de hechos que afecten a protocolos de trabajo, procedimientos y/o controles internos implantados por la entidad.
3.      Omisión del deber de actuar para poner remedio a situaciones que potencialmente puedan suponer un incumplimiento normativo.

Son considerados colaboradores, empleados, administradores, proveedores y clientes, así como cualquier persona que participe de la organización o que tenga relación con la misma de forma recurrente.

La entidad garantiza el tratamiento de todas y cada una de las denuncias interpuestas, la ausencia de represalias y la confidencialidad para el denunciante. Toda denuncia será direccionada, tratada y resuelta de forma efectiva y de forma que se resguarde el cumplimiento normativo pretendido, así como la toma de medidas para erradicar la situación, siempre que de un análisis se concluya un potencial o efectivo incumplimiento.

En Grupo Arola se ha aprobado un Código Ético y Reglamento Ético, incluyendo en tal regulación un procedimiento de gestión del Canal Denuncia. Esta normativa interna tiene como objetivo marcarnos como entidad, unas pautas de funcionamiento a nivel interno y externo, como parte de la responsabilidad corporativa que supone una entidad dentro del contexto actual, así como una forma de evitar incursión en cualquier acto delictivo, implementando medidas para evitar o mitigar los riesgos de la comisión de estas situaciones.